26 oct. 2017

UNA COPA MAS


NACIONAL 7 BANCO REPUBLICA 3
SUB 18
25/10/2017

La sub 18 derrotó en la noche de ayer de visitante a Banco República en cifras de siete a tres y consiguió de esta forma el Torneo Clausura, que se suma al Apertura obtenido semanas atrás y lo corona como Campeón Uruguayo 2017.
Con este logro Nacional se convierte en Tetra Campeón de la categoría.
Antes de referirnos al partido queremos destacar algunas situaciones.
En este ambiente en el que muchas veces no se pondera de la manera adecuada los logros en este equipo hay jugadores que acumulan una cadena de éxitos impresionante.
En primer lugar su capitán, Anthony Blanco, que llega a su quinto título de forma consecutiva. Desde que se inicio en el Futsal Auf en 2013 todos los años ha ganado el Torneo al que pertenece por edad.
En el escalón inmediato siguiente, Juan Luketich, Diego López, Juan Silvotti, Ignacio Silva y Juan Martín Castro que llevan cuatro años ganando en campeonato de la edad a la que pertenecen y alguno de ellos incluso ganando en la categoría inmediata superior inmediata.
Valentín Zipitría con tres torneos al hilo y varios Bi Campeones. Una mención especial también para Agustí Cravino que siempre ha ganado en los Torneos de su edad pero que al ser menor no ha jugado todos los campeonatos.
Algo que parece natural no lo es tanto. Hay muchos jugadores que llevan el mismo tiempo jugando en más de una divisional y aún no han obtenido un sólo título.
Y si bien se escudan muchas veces en el argumento de que lo importante es formar para el futuro, para cuando lleguen a primera división, siempre en esa divisional terminan obteniendo el campeonato aquellos que de juveniles ya habían conocido el éxito.
Dicho esto, no nos quedamos ahi. Sabemos que el fútbol admite tres resultados, pero nosotros competimos para ganar. Y somos felices cuando ganamos y si el resultado es adverso redoblamos el esfuerzo para alcanzar el éxito.
Jugar en un equipo grande no es fácil, tener una sola posibilidad, el éxito, genera un nivel de presión muy superior a la media. El equipo sabe que nada vale la campaña, nada vale el nivel de juego, los campeonatos anteriores, la diferencia en plantel con los rivales, nada sería igual si no se llegaba al objetivo. Por eso esta camiseta es pesada. Y una vez más lo lograron.
En la noche de ayer el equipo jugó menos de lo que puede, pero hubo situaciones que provocaron eso, e igualmente se terminó ganando por cuatro goles.
Primero la cancha, como sabemos de dimensiones muy reducidas que condiciona el juego y hace que los partidos sean habitualmente friccionados.
En segundo lugar ayer Banco renunció a su estilo tradicional para buscar por otra vía, lo que de ninguna manera censuramos pero si señalamos.
Independientemente de dónde ubicara sus marcadores Nacional Banco sacaba en largo generando jugadas de contacto de manera constante y segundas pelotas que podían ser explotadas por uno u otro equipo.
Nacional en los primeros minutos cometió errores que le costaron empezar perdiendo el partido.
Esto ya lo he dicho otras veces pero es básico en un deporte colectivo y el futsal no es la excepción.  Es un juego, es colectivo, hay roles, y de que se cumplan depende el éxito. Cada uno su parte, el técnico, los jugadores, titulares, suplentes y ultrasuplentes, cada uno debe cumplir su rol. Estar en el banco es una opción, hay que entenderlo, y sino jugar un deporte individual.
Empezamos realizando conducciones inocuas en sentido horizontal y pases de un lateral al otro que sólo generaban peligro para nuestro arco.
En un saque largo falla Silvotti y Banco se pone uno a cero.
Recién empezaba el juego pero no entendíamos el partido. No finalizábamos y el local remataba desde cualquier punto conociendo las dimensiones de la cancha.
En ese lapso el mejor fue Danilo Nuñez que entendió por donde iba el partido y fue tomando la conducción del equipo.
Conecciones directas con el pivot, apoyos y remates fueron marcando el camino. Los ingresos de Valentín Zipitría y Germán Machín terminaron de consolidar la reacción.
Recién sobre los nueve minutos llegaría el empate anotado por Danilo Nuñez que como dijimos era el más claro.
Con los cambios habíamos resuelto el problema del ataque, transformándolo en ataque directo como pedía la cancha y el partido pero en defensa seguíamos teniendo alguna distracción.
Un minuto después del empate Valentín anotaría el segundo de tiro libre efectuado directamente al arco.
Juanchi atajó muy bien pero sacó muy mal, eso nos condicionó el ataque. Es un punto débil de nuestro muy buen arquero y en el que tendremos que trabajar.
Otro gol de Danilo que aprovechó la lucha constante de Machín nos dio tranquilidad, y a tres de terminar el primer tiempo el propio Germán Machín estiró diferencias.
En el segundo tiempo empezamos dubitativos y Banco se aproximó en el resultado.
No finalizábamos las jugadas y en un espacio tan reducido eso es letal.
Hasta que a los diez minutos del segundo tiempo entró la pelota de Germán que quebraría el juego definitivamente. Un tiro mordido al medio del arco que se le escurre al golero bancario y vuelca el partido de forma definitiva a nuestro favor.
El equipo se serenó, el rival perdió la clama y llegaron dos nuevos goles uno de Valentín con tiro exterior al primer palo y otro de Germán.
Sin jugar bien se terminó ganando por cuatro goles y alcanzando el título de visita dejando al segundo del Torneo, su rival de ayer, a nueve puntos de distancia.
Nacional tuvo la valla menos vencida con 15 tantos en contra, el equipo que le sigue en ese rubro recibió 30.
Contó con el goleador del campeonato, Akim Rodriguez con 19 tantos que si bien ayer no anotó fue fundamental a lo largo del Torneo.
En cuanto a goles a favor Nacional finalizó con 54 y su más cercano perseguidor anotó 29.
Se cierra un buen año para esta generación que tuvo un Torneo con menos equipos de los deseables, pero en el que Nacional fue ampliamente superior a los equipos que decidieron participar.
Es nuestra mayor apuesta siempre las divisiones formativas. Esto no significa desconocer que el campeonato más importante es el de primera división, las divisiones formativas son las que permiten que los jugadores de mayores tengan conceptos, y es eso es algo que puede entrenarse pero en realidad es algo que se aprende y se incorpora o no.
En el Torneo el equipo estuvo sólido. Algunos jugadores no llegaron a su pico máximo de rendimiento pero eso puede tener que ver con múltiples factores, entre ellos lo tarde que empezó la temporada.
Queda una muy buena base para la temporada 2018, y los que suben tendrán la linda responsabilidad de retornar a Nacional al título en la divisional Sub 20.
Goles:
Germán Machín 3
Danilo Nuñez 2
Valentín Zipitria 2



No hay comentarios.: